Más de 11 años en Internet
->No hagas click en esta frase.

27 diciembre, 2010

Rencor

Fuente: somosinternet.com
Rencor es aquel resentimiento que se crea tras el descubrimiento de una verdad incómoda y generalmente difícil de encajar. Es una peligrosa variante del odio que puede ensombrecer el transcurso de los días y obligarnos a percibir la vida desde una perspectiva amarga y descolorida. El rencor apuesta por mantener el dolor en nuestra mente y nos bloquea las energías necesarias para solucionar nuestro problema y sentirnos bien física y psíquicamente.
El rencor se acumula en nuestro interior y se convierte en un lastre que conviene abandonar en un rincón. Mientras esté presente, no solo nos convierte en esclavos de nuestro pasado, sino que nos impide seguir satisfactoriamente con nuestra vida. Esto se debe a que la sensación viene motivada, en múltiples ocasiones, por pensamientos irracionales que generan, intensifican y mantienen un deseo de venganza que rara vez es saciado. Dicha irracionalidad destruye a la persona y le obstaculiza ver de forma clara la realidad de las cosas.


Un camino a tomar: el perdón. 
¿Es posible controlar una emoción negativa que parece ser puramente visceral? El rencor dirige nuestras emociones hacia las del ofensor, de ahí que tan solo el perdón pueda liberarnos a nosotros mismos. Para ello no es preciso olvidar, sino adquirir poco a poco la capacidad para recordar la ofensa sin experimentar dolor por su causa.


Mi hijo se iba a llamar Nicolás, le puso ella el nombre.
Tuvo un problema y perdió al niño.

Nicolás nunca existió, Laís se inventó el embarazo.
Ella no se arrepiente, no la puedo perdonar.

3 comentarios:

  1. Cuantas más vueltas le des peor sebas.

    ResponderEliminar
  2. Que todo mejore, poco a poco Sebas, el chiste es no dejarse vencer, ánimo.

    ResponderEliminar