Más de 11 años en Internet
->No hagas click en esta frase.

27 julio, 2012

¿Indignado? Eso se queda corto

El estado español tiene un congreso con 350 diputados y un senado con 266 senadores. 

El salario base de un diputado es de 2.813,87€ brutos al mes, pero a esta cifra hay que sumarle 870,56€ netos si el diputado tiene casa en Madrid o 1.823,86€ en concepto de dietas si su casa está fuera de la región, además de otras cifras mareantes que varían en función de su cargo en el Congreso. Pero al final resulta que el diputado medio gana unos 6.000 euros netos al mes. O lo que es lo mismo, un diputado acaba ganando más de 72.000€ euros al año. Esto produce que cada año los 350 diputados le cueste a las arcas del Estado aproximadamente 25 millones de euros al año. ¿Saben cuanto gana el presidente? Apenas unos 78.000€.

La cosa es que aparentemente, hablar del Congreso es hablar de una mafia. ¿Que en España hay mucho dinero negro? Pues que se pasen los del fisco por esa cloaca custodiada por leones de piedra. ¿Sabían ustedes que los que nos incrementan las sanciones por evasión fiscal, son los mismos que cobran 1823,86€ en concepto de gastos de dietas pese a tener una, dos... e incluso cinco casas propias en Madrid? Nada menos que 63 de los 350 diputados estafan a la ciudadanía empleando dicho concepto. Y por descontado, estos defraudadores tienen nombre y apellidos, por lo que no entiendo por qué no se les investiga por malversación. 

Pero lo grave no es eso, si no que el salario extra por alojarse en Madrid (1823,86€) es 2,8 veces superior al salario mínimo español (641,40€). ¿Me pueden explicar por qué nuestros diputados necesitan pagar un alquiler tres veces superior al salario mínimo español? ¿Que no pueden vivir en viviendas normales como hacen las personas normales? ¿Estos señores ganan 2.813,87 euros al mes como mínimo y aún tienen la desfachatez de pedir otros 1.823,86€ mensuales para pagarse un alquiler? Vale, puede que me haya pasado comparando ese extra con el salario mínimo, ¿pero saben que el salario medio español es de 1345€ netos al mes?

Vale, pero ahora pasemos a hablar del Senado. Los senadores españoles tienen un salario similar al de los diputados... salvo que aquí la cifra de presuntos defraudadores se multiplica.  Nada menos que 262 de los 266 senadores solicita ese extra que debería de ser destinado sólo a los senadores que no tengan vivienda en Madrid.

Pero si hablamos de ese fraude descarado, ¿qué nos dice que no han defraudado más dinero al Estado utilizando otras fórmulas deshonestas? ¿Saben que cada diputado tiene un extra que les permite gastar 250€ al mes en taxis? ¿Cuando el Estado emite uno de esos extras, el diputado emite alguna factura para avalarlo? El Estado ya ha dicho que tendrá mano dura con los parados y autónomos que defrauden, pero ellos siguen haciéndolo delante nuestra. Por cierto, este Gobierno acaba de batir el récord histórico de paro. ¿Se atreverá Soraya a decir el mismo discurso en cada una de las 1,7 millones de casas que tienen todos sus miembros en paro?

A lo mejor no les interesa que se investigue. A lo mejor salen impunes porque tanto la televisión, como la policía o la justicia, están politizadas a día de hoy. O lo que es lo mismo, los partidos políticos eligen quién maneja los medios de comunicación públicos, quién maneja el poder legislativo y quién maneja el poder judicial. Que se levante George Orwell de su tumba y se descojone delante nuestra.

Aún así, hay que destacar que varios diputados acaban renunciando a su sueldo por entender que son unos privilegiados. Ese gesto les honra, ellos son los verdaderos héroes de esta democracia pasada por agua. ¿Saben quién es Iñaki Antiguedad? Nada menos que el que fuere cabeza de lista de Amaiur por Bizkaia y es uno de los diputados que renunció a la totalidad de su sueldo. Manda huevos que uno de los líderes de un partido separatista sea uno de los pocos diputados capaces de mostrar tal nivel de patriotismo... aunque no se trate de patriotismo, si no de civismo, ética y decencia.

¿Saben qué pasó con Iñaki? Se lo cargaron, fueron a por él y le hicieron renunciar por entender que había incompatibilidad entre su cargo de diputado y su cargo de docente en una universidad pública del País Vasco. Bueno, permítame observar que el marido de Soraya trabaja en Telefónica en categoría de asesor público pese a ser abogado del Estado y tener puesto en la Secretaría de Estado de Hacienda y Presupuestos. Pero se ve que el marido de la vicepresidenta no recibe presiones de incompatibilidad. Y no hablemos tampoco de que el marido de Cospedal es consejero de Iberdrola y que casualmente el Estado se ha fusilado las energias renovables. Aunque bueno, aquí, la jefa de los enchufes presuntamente es Aguirre. ¡Joder! ¡Si hasta Bankia estaba manejada por políticos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario