17 años en Internet

07 octubre 2022

[S40] Memorias de un exgamer: Theme Park (SNES)

Sí, poseo dos copias en caja de éste juego.
- El de la pegatina es 100% UK. El otro está "españolizado".

 

    Fue por 1997 cuando descubrí esta joya en el local de alquiler de juegos de mi barrio. Aunque bueno, lo alquiló mi amigro Bruno y lo jugábamos en mi casa para que su madre no le riñera. Y sí, he dicho local de alquiler de juegos: Por si no lo sabías, en aquella época existían lugares donde su único fin era alquilar videojuegos y tenían bastante éxito: Por 100, 200 o 300 pesetas podías alquilar juegos que en las tiendas valían entre 6.000 y 13.000 pesetas. Para que luego digan que el Game Pass no es rentable. Luego llegaron los Block Busters y reventaron el mercado, causando la desaparición de este tipo de tiendas... y para más inri, años más tarde, la piratería mató a la franquicia de Block Buster.

    El caso es que yo y mi amigo Bruno quedamos maravillados por este juego, hasta el punto de acabar devolviéndolo una semana más tarde. Teníamos entonces 14 años y nos absorvió este magnífico simulador de gestión de parques de atracciones. Al principio no parábamos de palmar pelas: Hacíamos el parque de nuestros sueños pero sistemáticamente palmábamos dinero en él y quebrábamos. Menos mal que ahí estaba el hermano mayor de Bruno para ayudarnos y explicarnos cómo hacer para comenzar a hacer rentable nuestros parques. Las reglas eran claras: Comprabas un terreno, añadías atracciones, personal, establecimientos y tus fuentes de ingreso eran los tickets de entrada y las ventas en establecimientos. Había además que invertir en I+D para descubrir nuevas atracciones, vigilar que el público estuviera contento para poder subir los precios y si gestionabas bien al cabo de unos años ponías el parque en subasta y pegabas un pelotazo que te servía para comprar un terreno más caro en otro país.

 

Ambas distribuciones son idénticas: Caja, manual y juego en inglés.
- Hasta el código de barras era el mismo.
- La versión españolizada no traía manual al castellano, pero sí una pegatina de Lamee en el reverso.
- La versión 100% UK traía publicidad de Alton Towers (adhesivo la caja y panfleto en el interior).

 

    Y aunque tecnológicamente no sorprenda hoy, el juego en sí era toda una proeza: Las atracciones eran gigantes y estaban animadas (las consolas de 16 bits tenían fuertes limitaciones en cuanto al tamaño de los sprites), podías tener una cantidad ingente de visitantes en tu parque, cada uno con su aspecto propio y su ruta única (nada de caminos predefinidos) y había mucha interacción dinámica: Tenías que cortar el cesped porque éste crecía, los visitantes tiraban basura al suelo y había que recogerla, la gente se ponía feliz o triste en función del tamaño de las colas, de si había basura tirada, de si perdían en los juegos de determinados estableciomientos, de si los precios eran abusivos o no, etc... E incluso las atracciones se rompían y perdían valor con el paso de los años y podían llegar a explotar, lanzando por los aires a quien estuviera dentro, si ésta no recibían el mantenimiento apropiado. Todo esto era normal verlo en un juego de estrategia de PC, pero a nivel de consolas era impensable. Un PC de la época podía tener entre 4 y 16 MB de RAM, ¡pero la SNES tenía 128 KB! Luego es cierto que el juego iba a trompicones, pero el hecho que funcionara y fuera jugable ya era todo un hito.

 


 

    Y bueno, por mi lado acabé buscando el juego para comprarlo y me topé con mi primera indisponibilidad de stock: En España salieron muy pocas unidades, la distribución aquí era sólo en inglés ("españolizado" por Lamee, pero se limitaron a pillar la caja inglesa "tal cual" y a ponerle su pegatina) y no lo vi en ningún centro comercial. En el Centro Mail (actualmente la cadena de tiendas Game) me decían diréctamente que estaba "agotado en toda España" (a pesar de que ellos continuában anunciándolo en las revistas). Así que acabé recurriendo a una de estas tiendas de alquiler de juegos para que me consiguieran uno. Y al cabo de una semana lo consiguieron, pero cobrándose una comisión de mil pesetas. En total creo que pagué 11.000 pesetas por un juego que se anunciaba a 10.000. A día de hoy, con inflación, equivaldría a unos 120€. Aunque bueno, lo que sospecho que pasó realmente es que compraron de importación el juego en UK y luego me lo revendieron (aplicando su correspondiente comisión). Tengo esta sospecha porque la caja de mi juego no tiene la pegatina de Lamee y sí que tiene la pegatia de un parque temático británico, vamos, que no lo tenía ni "españolizado".

    Y este juego lo quemamos (en el sentido figurado). Le dedicamos incontables horas y el boca a boca de las charlas de recreo con Bruno hizo que más amigos se interesaran por él, hasta el punto que nuestro compañero Víctor se lo acabó comprando para Mega Drive (Génesis en América). Era todo un vício y tiene una fuerte curva de aprendizaje, pero una vez lo dominabas era relativamente sencillo hacer dinero. De hecho, hago hincapié en la curva de aprendizaje entre otras cosas por el vídeo que os comparto en esta entrada: Me pongo a jugar en modo fácil y tras dos horas acabo abandonando la partida (no entro en Game Over pero me haría falta otro par de horas para pasarme el nivel).

- ¡Ojo al insert (el cartoncito blanco)! ¡Que no te den gato por liebre!
- El de abajo es un insert falso. El juego original venía con un insert parecido a los que se podía encontrar en Nintendo 64.
- Por cierto, me suena que este juego venía sin bolsita de plásctico protectora, pero no estoy seguro.

    Y bueno, una vez independizado y con ingresos fijos, me acabé comprando otra Super Nintendo de segunda mano (tenía aún la vieja en casa de mis padres, pero mi hermano seguía dándole uso) y acabé buscando en webs de segunda mano otra copia del Theme Park y creo que lo conseguí por 20€. La caja no estaba en buen estado, el manual estaba que daba pena y no tenía el insert (en el vídeo las dos copias salen con insert, pero a éste le puse uno "falso", de hecho si os fijáis en la otra caja poséen inserts de distinto tipo), pero por lo menos me hice con una copia funcional a bajo precio. Y bueno, años más tarde, una vez casado y aclarado el reparto de juegos con mi hermano, decidí traerme toda mi colección de juegos de SNES conmigo, por lo que a día de hoy tengo dos copias del juego (uno de ellos "españolizado" y el otro full UK).

- La versión que se vendió enn UK venía con un panfleto de Alton Towers, un parque de atracciones situado en el corazón del Reino Unido, a medio camino entre Manchester, Nottingham y Birmingham.


No hay comentarios:

Publicar un comentario